Embajador Felipe Morandé realiza presentación en la OCDE sobre la política de transportes de Chile y COP25

El jueves 5 de septiembre el Embajador de Chile ante la OCDE, Felipe Morandé, dio una conferencia en el auditorio de la OCDE en París.

Ante una sala llena de representantes, tanto del Foro Internacional de Transportes y la OCDE, así como de las distintas delegaciones ante la OCDE, Morandé señaló que, si bien Chile es responsable de solo 0,25% de las emisiones mundiales, el país es muy vulnerable al cambio climático, ya que está entre los diez países del mundo más afectados por el cambio climático (Global Climate Risk Index 2017).

De acuerdo a Morandé, las principales prioridades para Chile son: energías renovables,
electromovilidad, minería verde, economía circular, océanos, bosques y agricultura
resistentes al clima, ciudades sostenibles e infraestructura resiliente y finanzas climáticas.

Uno de los puntos que más destacó el embajador Morandé fue el trabajo que se debe realizar con el artículo 6 del Acuerdo de París, ya que la COP 25 es la última COP antes de su implementación, y que las contribuciones nacionalmente determinadas (NDC) deben actualizarse en 2020. Explicitó que se espera es que el Artículo 6 (A6) sea operativo, y que el desafío es aplicar reglas contables sólidas para medir, informar y verificar las emisiones. Aunque hay muchos temas relevantes que deben resolverse en
Santiago, los más importantes son la transición del Mecanismo de Desarrollo Limpio de Kioto a los del A6 y diseñar métricas contables para evitar el doble conteo.  Es posible lograrlo en Santiago, si existe la voluntad política.

«El transporte emite alrededor del 23% del CO2 relacionado con la energía que alimenta el
calentamiento global, una cifra que podría alcanzar 40% en 2030 y 60% en 2050» dijo el embajador chileno.

«Debido a que el transporte depende del petróleo para 92% de su energía, es particularmente difícil de descarbonizar.  Actualmente, 60% de las contribuciones determinadas a nivel nacional incluyen medidas de transporte, pero estas medidas a menudo carecen de un enfoque integral para abordar los desafíos en la reducción de las emisiones de carbono. Hay muchas iniciativas de transporte que no se han capturado en las NDC, especialmente en las economías emergentes, donde las NDC a menudo no están alineadas con los planes nacionales de transporte.  El sector del transporte debe comenzar a actuar rápidamente», completó Morandé.

El tema de transportes es uno de los más relevantes de la próxima La COP 25. Este
enfoque brindará una oportunidad única para crear un cambio significativo en la
participación del sector en los desafíos del cambio climático.  En Chile será la primera
reunión de alto nivel de ministros de transporte en una COP, donde se espera enfatizar
políticas de movilidad urbana sostenible, electromovilidad, y la contribución del sector del transporte a la próxima generación de NDC.

Compartir